lunes, 27 de agosto de 2012

Lunes de Maternidad: Las mamás preocuponas

Hoy vamos a comentar una cuestión psicológica que es totalmente normal en las mamás primerizas pero que debemos saber cuando es normal y cuando raya en la obsesión...

Tener en tus manos por primera vez a ese ser tan indefenso y pequeñito requiere de una gran fuerza mental... si como yo ustedes no tuvieron una previa enseñanza con hermanos o primos chiquitos la verdad cuando sostienes a ese pequeñito no sabes como le vas a hacer... no sabes nada de nada de bebés y tienes un miedo enorme de regarla, de no hacer las cosas bien y de que algo le pase... es tan impresionante lo frágiles que son a los ojos de las mamás que es cuando el instinto maternal protector se te sale de cada poro de la piel...



Primero no quieres que le de frío, jaja eso es lo primero, por lo tanto no lo quieres destapar ni para que respire, no lo quieres cambiar de pañal ni de ropita con las manos frías, no lo quieres sacar del cuarto para que lo de la corriente de aire, etc...

Después todas las personas a su alrededor hasta tú son una fuente inagotable de gérmenes... por lo tanto o te andas con cubrebocas o pasas el gel antibacteríal a cada persona que se le acerque...

Yo me espanté horrible con el ombligo y con las vacunas de los primeros días... no quieres que nada lo moleste ni que nada le duela, cuando le pusieron su primera vacuna lloré junto con él y cuando se le cayó el ombligo también porque  pensé que le había dolido!!

Y lo más dificil es sin duda que los primeros días cuando el bebé duerme no quieres dejar de verlos porque crees que van a dejar de respirar! Dios! esto es tan pesado, pero me pasó... cada 5 min me levantaba a ver a Sebastián, le tocaba la panza y le ponía el dedo bajo su nariz para sentir su aliento...

Ahora vamos viendo, todas estas reacciones son normales porque uno no nace sabiendo ser papá pero aquí hay de dos sopas... o te relajas tantito o te vuelves una mamá sobreprotectora... por eso es buenísimo que tu mamá, o tu suegra, o tu abuelita o tías te acompañen los primeros días porque ellas ya pasaron por esto y además de ayudarte con el bebé te van a calmar en muchos aspectos psicologicamente...



A mi me ayudó muchísimo que mi esposo tiene un caracter muy relajado y no es para nada aprehensivo... entonces hubo un equilibrio ni muy muy sobreprotectores ni muy relax...

Además el pediatra me dijo un día... "señora, los bebés vienen a prueba de papás primerizos, no se preocupe mucho, los cuidados para un bebé no tienen que ser exagerados"

Y esto es cierto, ahora los métodos para tener a un bebé son muy estrictos y los hospitales tienen muchos controles sanitarios y de temperatura, pero yo empecé a pensar en aquellas épocas cuando los bebés nacían por parteras y las mamás los criaban en los ranchos sin luz eléctrica ni calefacción... claro la mortalidad era alta pero también sobrevivían muchos... entonces en esta época con hospitales a la vuelta de la esquina y celulares y transporte motorizado... estamos en la gloria.

También influye que las mujeres de esta generación ya no estamos tan en contacto con la maternidad como antes, nuestras mamás y abuelas convivían con sus hermanos pequeños y sabían cuidarlos y tenían mucha experiencia a corta edad, ahora uno no se entera de un bebé hasta que tiene el suyo! y eso fue lo que me pasó a mí... pero en fin... no se claven en la sobreprotección... eso nunca es bueno para un bebé o un niño.

Como consejo darle leche materna al bebé lo protege de muchísimos gérmenes, infecciones y le hace un estómago fuerte y sano. Por eso entre más leche materna le den a su bebé menos enfermizo se hará.

Si les da gripa a ustedes cuando su bebé está muy chiquitín le pueden seguir dando leche materna sin problema pero ustedes siempre con cubrebocas y lavándose las manos a cada rato para no contagiarlos, pero tengan en cuenta que cuando le dan leche materna también le están pasando los anticuerpos que combaten la gripa y no les dá... me pasó dos veces... cuando tenía 1 mes y cuando tenía 2... a mí me dió gripa y al bebé no.



Una anécdota personal para que no se estresen tanto mamás primerizas... A Sebastián le empezamos a dar leche de fórmula al mes de nacido y esterilizabamos los biberones y luego YO con una pinza para ni siquiera tocarlos los ponía en el escurridor y me lavaba las manos 3 veces cuando le preparaba la leche de fórmula... la mamila con mucho cuidado de no tocar la punta la acomodaba y listo... checaba la temperatura de la leche salpicando el biberón en mi brazo pero que la punta de la mamila no tocara nada, cuando yo no podía prepararlo le pedía a mi esposo que lo hiciera... yo creyendo que él igual que yo también hacía el mismo procedimiento... un día que se me olvidó algo en la cocina cuando le pedí que preparara el bibi bajó rápido y me tocó verlo en el momento exacto cuando le metía el dedo al agua dentro del biberón para checar su temperatura... Queeeeeeee!!!! jajaja me puse como histérica pero desde ese día así yo también checo la temperatura del bibi jaja claro que nos lavamos las manos antes y el bebé como si nada...

un poco de gérmenes los ayuda a ir agarrando anticuerpos y a fortalecer su sistema inmonológico...!

así que ánimo! les mando besos y cualquier cosa escríbanme o aquí mismo yo les contesto

saludos!


7 comentarios:

..EmiLiA..* dijo...

Auque no sea Mamá esta sección me parece muy interesante, novedoso y demás. =)
Saludos amigaa que tu semana sea excelente.
=)

Tasha dijo...

If that's you and your husband and your little one those are amazing picture! So precious!

Maya H dijo...

increble!! woow que rollo ser mama, me encanta la foto de tu bebe y tu esposo super lindos :D

Ina dijo...

jeje muy lindo tu post! yo no tengo hijos, pero hubo una época en la que fui muy sobreprotectora con mis hermanos, nadie los podía tocar, ni siquiera mis padres, hice de mi hermano el niño mas chiquión y berrichudo del mundo y a mi hermana la más contestona jajaja con el tiempo aprendí y los corregí a base de mucho esfuerzo y corajes, no son perfectos pero han cambiado mucho y obvio si algo les pasa, yo me muero, son mi vida, ya me imagino lo que se ha de sentir con un hijo!!

cintya dijo...

La verdad a todas nos pasa eso, pero creeme que ya aprendí, entre más cuidas a un bebé mas enfermizo es, yo no le di leche materna a mis hijos y no son nada enfermizos afortunadamente. Lejos de las preocupaciones, ser mama es lo máximo.

damaris dijo...

Muy cierto todo lo que nos.comentas aparte de chistoso si vieras a mi maridoo jajajajaja por eso mejor yo misma hago los biberones de mi.bebe me identifique mucho contigoo saludos ;)

andrea dijo...

hola ana, pues yo soy mama primeriza de un hermoso bebe de nombre alexis :3.yo tuve 2 abortos anteriores y cuando nacio alexis fue el momento mas magico y bello que jamas he vivido. pero soy somamente preocupona, todo lo que cuentas a mi me ha pasado, pero cada dia trato de relajarme mas.

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin